Cosse no debatiría con los otros candidatos a intendente por el FA: “Tiene que llegar un momento en el que te dé vergüenza tirar un papel en la calle”

"La postulación de Martínez es un tema de él, muy personal, muy íntimo", apuntó. "Montevideo tiene que ser la ciudad más limpia, más iluminada, más cuidadosa, pero también la más cercana", agregó.

Carolina Cosse confirmó esta semana su precandidatura a la Intendencia de Montevideo por el Frente Amplio. La noticia llegó el mismo día que el nombre del exintendente Daniel Martínez -quien había declinado postularse a la reelección a fines de diciembre- volvió a sonar gracias a que recibiese los apoyos de una parte del ala moderada del oficialismo.

¿Qué planes tiene para Montevideo? ¿Cómo lidiará con las pujas internas del partido? ¿Cómo será la campaña de cara a mayo? Abordamos el tema junto a la exministra y senadora electa Carolina Cosse.

Estoy entusiasmada. Creo que Montevideo ha avanzado mucho, restan cosas por hacer. Lo que me anima es poder pensar una Montevideo del futuro. Creo que estamos en condiciones de hacerlo.

Una ciudad es un tema muy complejo, no es un edificio. Creo haber comprendido que una ciudad es una superposición de distintas capas, costados e intereses. Tenemos que ir hacia una Montevideo integrada y despolarizarla, resolver falsas contradicciones.

Hay un límite marcado por bulevar Artigas que no es casual que sea de noventa grados. Otro límite marcado por avenita Italia. Quisiera que la calidad urbana sea igual al ser y al norte de esos ejes.

Cada administración frenteamplista tomó desafíos, resolvió problemas y estaba en un momento de la historia. Todos los ciudadanos tenemos un celular y en segundos el mundo está con nosotros. Montevideo tiene que estar cerca de la gente.

Voy a hacer una campaña cuerpo a cuerpo, con la gente. El siglo y la realidad imponen hacer una gestión cuerpo a cuerpo, que lo que vayamos mejorando esté cerca de la gente, que sea fácil acceder a lo que está bien: estar cerca para llegar juntos más lejos.

Uruguay es el país de la energía renovable y ahí tenemos una maravillosa oportunidad para mejorar nuestra ciudad y la calidad de vida.

Montevideo tiene que ser la ciudad más limpia, más iluminada, más cuidadosa, pero también la más cercana.

Hay dos aspectos a tener en cuenta. Hay cosas a corregir y mejorar. Y creo que hay temas de gestión, infraestructura, que haya los funcionarios necesarios para que las cosas se hagan bien. Desde el punto de vista de la gestión, yo me hago cargo. Pero también me entusiasma mucho el cambio cultural.

Uruguay procesó el cambio cultural contra el tabaco. Tenemos que llegar a lo mismo con el tema de la basura. No alcanza con poner la infraestructura de los contenedores, tiene que haber un cambio cultural.

Hay que trabajar en una gradualidad. No podés empezar acciones correctivas si no das un mensaje. La infraestructura y de la gestión me hago cargo. Pero también, con la gente, Montevideo cercana, tenemos que generar un cambio cultural con cuestiones correctivas y con estímulos. Tiene que llegar un momento que te tiene que dar vergüenza tirar un papel en la calle.

La basura implica una acción de gestión y también una acción con la gente. Por eso insisto tanto en la gestión con la gente. Hay que pararse en los buenos resultados de la gestión anterior, yo no tengo ánimos fundacionales. Cada administración frenteamplista vivió un momento histórico diferente.

Estoy plantando democratizar la calidad urbana. Si yo me paro en una calle de Punta Carretas o en cualquier barrio al norte de bulevar Artigas, no quiero identificar en qué barrio estoy.

Una Montevideo integrada es una ciudad que da oportunidades por igual. En Montevideo se incubaron cosas que después se hicieron política nacional, como la atención a la mujer víctima de violencia doméstica.

Esta campaña no es una interna. Cuando el Plenario del Frente Amplio defina a los candidatos, los candidatos y la candidata van a estar compitiendo por la Intendencia de Montevideo y la persona que gane será el intendente de Montevideo. Soy profundamente frenteamplista y creo que necesitamos un Frente Amplio integrado. Se necesita un gobierno de equipo, fuerte, integrado y con un acuerdo común. Yo voy a estar con el programa abajo del brazo.

El centro son los ciudadanos de Montevideo. He dado pruebas en mi actividad política intensa y larga de que soy una persona unitaria. Debate entre compañeros no, porque no es necesario. El centro no somos nosotros, el centro es la gente, es Montevideo. Pero debate con otros dirigentes de otros partidos sí.

Cualquiera que me conozca ha visto mi trayectoria de equilibrio, de escuchar. Antes de hacer propuestas evalúo bien si se pueden hacer, soy una persona que juego en equipo. Creo que un gran valor es que tenemos una izquierda muy a la uruguaya. El Frente Amplio ha logrado ser más que una suma de partidos.

No me meto en las internas de los sectores.

El diálogo y la comunicación clara son claves en el vínculo con Adeom. Los conflictos forman parte de la realidad y de la vida. Algunos conflictos se resolverán de una forma y otros de otra. Yo traigo conmigo la experiencia del diálogo. Como presidenta de Antel no tuve conflictos durante los cinco años. Y como ministra intervine en muchas cosas. Traigo diálogo profundo y con argumentos, y no para la tribuna.

La política es mucho más que las circunstancias. En los compañeros del MPP tengo entrañables compañeros. En toda la campaña me encontré con todos los que había militado en la interna y con todos nos dimos un abrazo.

La postulación de Martínez es un tema de él, muy personal, muy íntimo. Razonar para atrás es totalmente en vano, no puedo empezar a decir qué hubiera pasado si tal cosa. Soy una persona profundamente social-demócrata y abierta, soy humanista, creo que el centro de las cosas debe ser el ser humano.


Las Más Vistas