Marcelo Abdala: "Tenemos confianza en que la gente va a votar en una primera etapa"

El secretario general del PIT-CNT se refirió a la campaña que iniciarán con el objetivo de juntar firmas para la derogación de la Ley de Urgente Consideración.

Ayer se anunció la creación de una Comisión Nacional Prorreferéndum que intentará derogar “las peores aristas”, según advierten, de la ley de urgente consideración aprobada por el Parlamento en julio. Las organizaciones que formarán parte de la comisión —entre ellas, el Pit-Cnt— deberán recolectar unas 670.000 firmas (25% del padrón electoral) antes de julio de 2021 para que se lleve a cabo el referéndum a finales de ese mismo año.

Reunión con la comisión

Ayer tuvimos una conferencia de prensa. El lunes 14 se va a instalar la comisión pro referéndum contra lo que consideramos como las peores aristas de la LUC. Nuestra aspiración es que el pueblo decida. La analizamos desde el primer borrador y el formato de ley de urgente consideración la consideramos como una ley ferrocarril y que toca muchos temas y hemos hecho la crítica de una ley tan amplia no era bueno considerarla como ley de urgente consideración porque no todo es urgente y porque hay algunas cosas que vulneran derechos y que el soberano decida si se deroga o no.

Campaña

Vamos a tratar de hacer lo que no se desarrolló en el tratamiento que es abrir un debate público y por responsabilidad sanitaria va a ser muy capilar dentro de cada lugar de trabajo y dentro de cada familia. La comisión va a pedir una reunión a la Corte Electoral para ver cómo se van a recolectar las firmas. Tenemos plazo hasta julio del año que viene y nuestro objetivo es llegar al  35 % del padrón. Va a haber mucha discusión, mucho debate siempre en las condiciones de emergencia sanitaria en las que nos estamos moviendo en un cuadro de absoluta responsabilidad.

La propia vida del movimiento sindical está basada en la unidad y la diversidad. Partimos de opiniones diferentes pero siempre hay un objetivo que construir síntesis. Hemos sido respetuosos para todas las opiniones, pero las organizaciones que convocamos para este referéndum han tenido la adhesión de organizaciones departamentales que son más importantes.

Siempre que hay un proceso de elaboración que genera una convergencia de acuerdo, obvio que hay discrepancias. Tenemos las orejas bien amplias para escuchar la enorme diversidad de opiniones, pero una parte muy amplia de la población tiene una opinión muy crítica sobre la LUC. Al final nuestra campaña es democrática y al final se llegó a un punto de acuerdo. El movimiento sindical hizo un gran esfuerzo.

Hay una mayoría que va a derogar la LUC. Esta campaña tiene un sentido ampliamente democrático. No cuestiona la legitimidad del Parlamento.  La gente votó un gobierno y una composición parlamentaria, pero no votó la LUC. No votó que si un trabajador tiene una dificultad y se atrasa en el alquiler se puede haber un desalojo exprés, no votó elemento represivos de las manifestaciones de huelga, tampoco votó elementos que atenten contra las empresas públicas. Tenemos confianza que la gente va a votar en una primera etapa.

Venimos pensando un diseño de trabajo en el cual en cada lugar del trabajo haya una recolección de firmas y que también cada trabajador lo lleve para su núcleo familiar. En vez de grandes conglomeraciones y desembarcos, vamos a hacer una campaña muy capilar porque se necesitan miles de firmas.

Vamos a definir si instalar mesas. Se va a definir en la comisión de la LUC. Se me ocurre personalmente que vamos a tener un diálogo con las autoridades de la Corte Electoral. La campaña se va a financiar entre todos que están de acuerdo. Si el FA dijo que estaba de acuerdo, me imagino que ellos también verán qué infraestructura aportan.

En realidad desde los movimientos sociales nosotros hemos tenido una visión crítica del conjunto de la LUC. Es cierto que también hay versiones más puntuales desde algunos artículos. La labor parlamentaria tiene el sentido de buscar los acuerdos que se puedan desarrollar en cada caso. A mí no  me gusta que para la reforma de la seguridad social se haya convocado a una organización técnica, sin embargo el Frente votó ese artículo. Los sectores políticos buscan generar acuerdos. Los 133 artículos implican una señal fuerte y contraria a la LUC. Haremos el esfuerzo por recoger firmas.


Las Más Vistas