Una mamá ejemplar – Teledoce.com

Una mamá ejemplar

Germana muestra cómo desde la discapacidad es posible construir un futuro y una vida rodeada de afectos.

Mi hijo “es un milagro, es único, no se compara con nada”. “A mi madre jamás se le pasó por la cabeza que yo le iba a dar un nieto, yo nací como una beba normal pero a los seis meses de vida me detectaron cáncer, me hicieron quimioterapia y me salvé pero se dañó lo que rodea a la médula, le dijeron a mi mamá que yo no iba a caminar nunca más”.

Hoy en día hace seis años que está en pareja, tiene dos hijos y constantemente lucha contra su silla de ruedas para que no limite sus movimientos. “Para mi cuando alguien se fijaba en mi era como sacar el cinco de oro, me costaba creer que alguien se fijara en mi”.

“Una vez tuve un novio que me dejó porque yo estaba en silla de ruedas, pasó un año y él tuvo un accidente de tránsito en moto y tuvo que pasar meses en silla de rueda…”

“Yo para ir a trabajar y poder subir a un ómnibus hoy en día tengo que subir de cola y sentarme en los escalones” cuenta Germana y explica que uno de sus sueños es que eso se solucione para tener una mejor calidad de vida.


Las Más Vistas