Matanza en un centro comercial de Tailandia: un militar asesinó a 29 personas y lo transmitió por Facebook

El atacante, un suboficial del ejército identificado como Jakrapanth Thomma, transmitió la masacre en su cuenta de Facebook.

La policía mató este domingo a un soldado en un centro comercial del noreste de Tailandia, donde se había atrincherado tras haber robado un arsenal y masacrado a 29 personas, una matanza que comentó en Facebook.

El gobernador provincial Wichien Chantharanothai dijo a los periodistas que hubo 30 muertos, incluido el atacante identificado como Jakrapanth Thomma.

Entre los fallecidos hay muchos civiles, incluyendo un niño de 13 años, señaló por su lado el primer ministro tailandés Prayut Chan-O-Cha said.

Esto "no tiene precedentes en Tailandia y quiero que sea la última vez que ocurre", dijo ante el hospital, donde se estaba tratando a las víctimas.

Prayut, un exmilitar, dijo que el móvil del ataque fue un "problema personal" por la venta de una casa aunque se desconocen todavía los motivos.

El ataque tuvo lugar en el interior del centro comercial Terminal 21 en la ciudad de Nakhon Ratchasima, también llamada Korat, en el nordeste del país, donde el atacante opuso resistencia durante horas, equipado con armas de asalto que robó en el cuartel.

Cuando despuntó el día se oyeron ráfagas de disparos, horas después de que las fuerzas de seguridad tomaran de asalto la planta baja y liberaran a decenas de clientes aterrorizados.

La noche del domingo cientos de personas se congregaron frente al centro comercial con velas en homenaje a las víctimas, mientras monjes budistas entonaban salmos.

- Masacre por Facebook -

El atacante, un suboficial del ejército identificado como Jakrapanth Thomma, transmitió la masacre en su cuenta de Facebook.

El atacante fue abatido en torno a las 02H00 GMT, declaró a la AFP el jefe policial Jiabhob Bhuride.

Según un portavoz policial, murió a manos de comandos de élite de las fuerzas de seguridad durante una operación que movilizó a cientos de hombres.

Poco antes de la muerte del atacante, se vio una fila de ambulancias saliendo del centro comercial, mientras llegaban expertos de la policía.

Durante la noche se oyeron tiroteos y las personas fueron evacuadas del edificio en pequeños grupos.

Durante la operación, un policía murió. "Fue alcanzado y por desgracia no sobrevivió", anunció el vice primer ministro Anutin Charnvirakul.

Varios evacuados contaron cómo un día normal de compras en un centro comercial se convirtió en horror.

"Fue como en un sueño ... estoy feliz de estar viva", declaró a la AFP Sottiyanee Unchalee, de 48 años, y precisó que se escondió en el baño en cuanto escuchó disparos.

- Armas robadas -

Un socorrista voluntario, cuyo equipo transportó cuatro cuerpos al hospital, describió un baño de sangre.

"Nunca había visto algo así", dijo Peerapong Chatadee a la AFP. "Me siento tan triste. Es un soldado, no debería haber disparado a personas desarmadas".

La matanza comenzó a últimas horas de la tarde del sábado en Nakhon Ratchasima, en una base militar, informó la policía.

En ella murieron tres personas, incluido al menos un soldado, cuando el suboficial Jakrapanth Thomma abrió fuego, primero en la vivienda de un oficial de alto rango y después en el cuartel.

"Robó un vehículo militar y fue al centro de la ciudad", contó el teniente coronel Mongkol Kuptasiri.

Una vez allí entró en el centro comercial y abrió fuego de forma indiscriminada contra los clientes con armas robadas del arsenal de la base, provocando una carnicería. "El asesino armado con una ametralladora atacó a víctimas inocentes", declaró el portavoz.

En un video, que fue suprimido, Jakrapanth Thomma, con casco del ejército, filma desde un todoterreno y comenta: "Estoy cansado (...) ya no puedo presionar el dedo", mientras imita la forma de un gatillo con la mano.

También se publicaron fotos de un hombre con gafas de esquí y enarbolando una pistola.

Un portavoz de Facebook declaró a la AFP que la red social "cerró la cuenta del atacante y trabajará noche y día para eliminar cualquier contenido ilegal relacionado con el ataque en cuanto tenga conocimiento".

(AFP)

Estados Unidos goleó a Tailandia y marcó un récord en el Mundial Femenino de Francia

Alex Morgan anotó cinco de los trece goles que las estadounidenses lograron.

Estados Unidos realizó la máxima goleada histórica de un Mundial Femenino al ganarle por 13 a 0 a Tailandia.

A la media hora ya estaba liquidado, porque a los 12’ cayó el primero de Alex Morgan de cabeza. A los 20' Rose Lavelle le dio de afuera, floja respuesta de la golera y 2 a 0 las norteamericanas. Cerca de los 30’, tiro libre, pelota picando en el área y bomba de Lindsey Horan para anotar el tercero y ya liquidar el partido.

El resto de los goles llegaron en el segundo tiempo. Sí, diez goles en 45 minutos.

A los 50’ Samantha Mewis le dio al arco, la pelota rebotó y 4 a 0 USA. 53’ de juego, centro de la derecha y sola solita por el segundo palo llegó Alex Morgan para poner el quinto. Un minuto más tarde, Samantha Mewis nuevamente encontró la red y ya eran 6 de renta.

El séptimo fue uno de los más lindos aunque la pelota entró por el medio del arco. Otra vez Rose Lavelle anotó para su país.

Luego llegó un golazo. Alex Morgan recibió, enganchó y metió tremendo derechazo para poner el octavo de Estados Unidos y tercero personal de la goleadora.

Megan Rapinoe anotó el noveno apareciendo sola por el segundo palo y el décimo fue obra, nuevamente, de Alex Morgan abriendo muy bien la zurda ante una defensa que lo que menos hacía era defender.

Mallory Pugh también se metió en el tanteador y puso las cosas 11 a 0 y era abuso de las norteamericanas que igual siguieron.

El decimosegundo también fue de Alex Morgan que todo lo que tocaba era gol y cerró la goleada Carli Lloyd.

Estados Unidos goleó 13 a 0 a Tailandia y es el resultado más abultado en la historia de un mundial femenino.

Rescataron a los 12 niños y a su entrenador de una cueva inundada en Tailandia

Un equipo de expertos buzos extranjeros flanqueados por comandos de la marina tailandesa llevaron a cabo las operaciones planificadas. 

Los 12 niños y el entrenador del equipo de fútbol "Jabalíes Salvajes" fueron rescatados este martes de la cueva en Tailandia, donde permanecieron 18 días atrapados luego que lluvias torrenciales inundaran esa compleja red subterránea.

"Los 12 Jabalíes Salvajes y su entrenador fueron evacuados de la cueva", anunció en Facebook el cuerpo de élite de la marina tailandesa que participó en el rescate.

Un primer niño salió el martes en la tarde, y luego, en una rápida sucesión de los hechos, fueron saliendo los demás cuando ya era de noche en Tailandia, confirmaron varias fuentes de los equipos de rescate consultadas por la AFP.

De un total de 13, cinco salieron el martes, cuatro el lunes y otros cuatro el domingo. Un equipo de expertos buzos extranjeros flanqueados por comandos de la marina tailandesa llevaron a cabo las operaciones que fueron meticulosamente planificadas.

Entre los túneles inundados y los estrechos pasadizos por los que hay que deslizarse, el recorrido está lleno de dificultades.

Desde el domingo los socorristas iniciaron el operativo para sacar a los integrantes del club de fútbol "Jabalíes Salvajes" bloqueados en la cueva por la lluvia que inundó las galerías de acceso.

Su rescate pondrá fin a un complejo operativo que atrapó la atención del mundo entero, desencadenó masivas jornadas de oración en Tailandia y contó con la colaboración de buzos experimentados de varios países.

Los primeros ocho niños -cuatro rescatados el domingo y cuatro el lunes- extraídos de la cueva por un equipo de experimentados buzos extranjeros flanqueados por miembros de la marina tailandesa se encuentran en "buen estado" de salud, indicaron las autoridades.

Los primeros niños rescatados fueron sometidos a radiologías y análisis de sangre. Dos de ellos, que mostraban síntomas de neumonía, recibieron antibióticos y se encuentran en un "estado normal", dijo el responsable, que indicó que todos permanecerán en observación en el hospital durante una semana.

- Famosos -

Toda Tailandia sigue con atención la saga de los 12 menores, de entre 11 y 16 años y miembros de un equipo de fútbol, y de su entrenador, de 25 años, que quedaron atrapados en la cueva el 23 de junio por el aumento de las aguas.

Pero el drama también es seguido de cerca desde el extranjero. Los medios internacionales enviaron cientos de periodistas al lugar y los niños recibieron mensajes de apoyo de celebridades de lo más diverso, desde el presidente estadounidense, Donald Trump, hasta el gurú de la tecnología Elon Musk, pasando por el astro argentino del fútbol Lionel Messi.

El jefe de la junta militar que gobierna Tailandia, el general Prayut Chan-O-Cha, recibió el lunes en la cueva a Musk, presidente de SpaceX. Después, el emprendedor volvió a anunciar en Twitter su propuesta de un minisubmarino para sacar a los cinco jóvenes restantes de la cueva, donde ya pasaron 17 noches.

Las lluvias que empezaron a caer el martes añadían presión a las operaciones para rescatar a los cuatro niños restantes y a su entrenador.

- Sin horario establecido -

Un responsable de las operaciones de rescate explicó a la AFP que aún no se habían fijado los horarios de la nueva misión.

"Pero garantizo que todos estarán seguros", dijo, mostrando el optimismo generalizado entre los socorristas tras el éxito de los dos primeros rescates.

Los futbolistas de los "Jabalíes Salvajes" pasaron nueve días en las entrañas de la cueva hasta que dos buzos británicos lograron dar con ellos, a principios de la semana pasada. Demacrados pero vivos, estaban encaramados en una roca a más de cuatro kilómetros de la entrada de la cueva.

Tras el descubrimiento, los socorristas revisaron desesperadamente todas las opciones posibles, desde cavar túneles desde la montaña hasta hacerles esperar bajo tierra durante semanas el fin de la época del monzón.

Pero frente a la amenaza de nuevas lluvias y de una bajada de los niveles de oxígeno en la cámara en la que estaba refugiado el grupo, las autoridades decidieron el domingo jugarse el todo por el todo e iniciar la evacuación.

El avance de las operaciones alegró a los allegados y familiares de los chicos.

"Quiero que se encuentre bien y que regrese rápido a la escuela", dijo Phansa Namyee, un compañero de clase de uno de los jugadores, 'Night', de 16 años. "Quiero jugar con ellos, llevarlo al restaurante y pasar tiempo juntos".

(AFP)

Fueron rescatados cuatro de los doce niños atrapados en una cueva en Tailandia

Para salir, los niños deben bucear entre estrechos pasadizos acompañados por dos buceadores expertos.

La compleja operación de rescate de los doce niños y su entrenador de fútbol atrapados en una cueva en Tailandia desde hace dos semanas empezó este domingo con éxito, salvaron a cuatro de ellos, pero los otros siete tendrán que esperar que la evacuación se reanude en "diez horas como mínimo", informó la célula de crisis.

Según el balance comunicado por el equipo de socorristas a la AFP, ya han salido cuatro chicos, cada uno de ellos guiado por dos buzos profesionales.

Después de salir de esta cueva en el norte de Tailandia, los llevaron con ambulancias al hospital de Chiang Rai. Periodistas de la AFP comprobaron cómo abandonaron el lugar en dirección hacia un helipuerto.

"La próxima operación (de rescate) empezará en diez horas como mínimo", aseguró Narongsak Osottanakorn, el responsable de la célula de crisis, durante una rueda de prensa este domingo por la noche.

Osottanakorn anunció este domingo por la mañana que sería "un gran día", ya que debía empezar la evacuación.

Los niños "saldrán uno por uno, eso durará dos o tres días", precisó por su parte Chalongchai Chaiyakorn, uno de los responsables de la célula de crisis.

En la operación participan "trece especialistas de nivel mundial llegados de países con experiencia" en espeleología que ya se dirigen hacia el lugar donde están los chicos, añadió Ossottanakorn.

Los niños se vieron sorprendidos por una subida del nivel del agua el 23 de junio en esta cueva del norte de Tailandia, en la frontera con Birmania y Laos.

- "Condiciones perfectas" -

De momento, no se ha hecho pública ninguna imagen de la operación, puesto que las autoridades tailandesas crearon un extenso perímetro de seguridad alrededor de la cueva.

La célula de crisis considera que las condiciones actuales para una evacuación son "perfectas", especialmente en lo relativo al nivel del agua en la cueva.

Los socorristas mandaron evacuar el domingo por la mañana el área de la cueva para despejar el lugar y "ayudar a las víctimas".

"Todos los que no están implicados en la operación deben salir de la zona inmediatamente", anunció la policía por altavoz en el lugar, donde se encuentran cientos de periodistas. "Debemos utilizar la zona para ayudar a las víctimas".

El anuncio estuvo seguido de un zafarrancho de combate en el campamento levantado por los periodistas, con cámaras dispuestas y catres para guardar las mejores posiciones a la hora de filmar la evacuación de los niños.

Ante la llegada masiva de periodistas desde hace días, las autoridades instalaron barreras metálicas para mantenerlos a distancia y permitir que los rescatistas trabajen sin cámaras a su alrededor.

Los servicios de socorro estudiaban desde hacía días la conveniencia o no de llevar a cabo una evacuación peligrosa, pues las lluvias del monzón que se espera que caigan próximamente podrían arruinar los esfuerzos continuos de los últimos días para bombear agua de la cueva.

- Salir antes de la lluvia -

Los servicios de rescate lograron estabilizar los niveles de oxígeno insertando una tubería de varios kilómetros para hacer llegar este gas a la zona en la que los chicos están arrinconados.

Pero las lluvias que podrían llegar en los próximos días podrían reducir una buena parte del saliente fangoso en el que se refugia el grupo.

La muerte de un exbuzo de la marina tailandesa el viernes durante una operación de abastecimiento ilustró el nivel de riesgo del trayecto.

Además, el sábado por la noche cayó un intenso aguacero durante una media hora que recordó la urgencia de evacuar a los niños.

Fue a causa de las lluvias del monzón que los niños quedaron atrapados tras haber decidido, por una razón que todavía no está clara, visitar la cueva tras su entrenamiento de fútbol, con el joven entrenador, de 25 años.

Como alternativa a la evacuación por buceo, los equipos realizaron unas 100 perforaciones verticales en la montaña. Algunas de ellas son poco profundas, pero una tiene unos 400 metros de profundidad. El domingo por la mañana no se anunció ninguna perforación de ese tipo.

 

Alemania goleó 10 a 0 a Costa de Marfil y Noruega le ganó 4 a 0 a Tailandia

La selección germana goleó 10-0 a la debutante Costa de Marfil; Noruega tampoco superó 4-0 a la también debutante Tailandia.

Se disputaron los primeros dos encuentros del Grupo B. 

Alemania se paseó ante la debutante Costa de Marfil que se vio superada en todos los aspectos de juego y cayó por 10 -0. El partido, se disputó en el estadio Lansdowne de Ottawa. La potencia europea no encontró oposición. Las africanas estuvieron nerviosas y perdieron la posición con demasiada facilidad, especialmente en los marcajes a las atacantes alemana que se movieron con total libertad en el área rival. ¿La consecuencia? Un contundente 5-0 al descanso firmado por Celia Sasi y Anja Mittag. En la segunda mitad, Mittag redondeó su cuenta, y Simone Laudehr, Sara Daebritz, Melanie Behringer y Alexandra Popp se unieron a la fiesta germana. A Costa de Marfil le faltó disciplina para cerrar el agujero y fuerzas para llegar, si quiera, a atisbar a Nadine Angerer en el arco contrario. Alemania logró su mayor goleada en la historia de la competición tras el 11-0 que había conseguido ante Argentina en China 2007.

La selección noruega se impuso sin dificultades por 4-0 a la debutante Tailandia. Las asiáticas fueron una cómoda piedra de toque para las europeas que se fueron al descanso con una ventaja de 3-0 gracias a un excelente tiro libre de la capitana Trine Ronning y un doblete de Isabell Herlovsen. Tailandia apenas salió de su campo en todo el partido y sus tímidos contraataques no inquietaron el área nórdica. La joven Ada hegerberg amplió la ventaja tras una gran acción de Elise Thorsnes (4-0, 68’). La portera Waraporn Boonsing se ganó la ovación del público al pararle un penal a Maren Mjelde en el minuto 75’. La siguiente ovación fue para Orathai Srimanee que hizo temblar el larguero con un balón bombeado en los últimos compases. Las tailandesas no ganaron puntos en este partido, pero sí el apoyo y la simpatía del público.

En la próxima jornada, el jueves 11 de junio, Noruega se medirá a Alemania y Tailandia a Costa de Marfil, de nuevo en Ottawa.

Fuente: FIFA.