Deepfake, una herramienta oscura de internet – Teledoce.com

Deepfake, una herramienta oscura de internet

Se trata de un sistema que utiliza inteligencia artificial para procesar imágenes reales hasta conseguir un rostro falso.

Vamos a hablar de una de las herramientas más oscuras de internet.

Ya bien sabemos que el hombre tiene una gran capacidad para generar nuevas tecnologías. Y que cada vez que aparece una noticia de alguna innovación, también tenemos la contrapartida o el invento “negativo” o usado con fines poco éticos de esa tecnología.

Una de estas herramientas es lo que se conoce como deepfake. Es una tecnología que utiliza inteligencia artificial y procesa una gran cantidad de fotos y videos de alguna figura pública (artistas, políticos o empresarios) de enorme exposición para generar un video que puede parecer real, pero en realidad está generado por computadora.

Es un montaje casi perfecto de una persona diciendo cosas que en realidad nunca dijo.

El sistema de inteligencia artificial “aprende” de estos videos y fotos de archivo para crear un rostro sobre otro, como si fuese una máscara virtual.

Lo peligroso de esta tecnología, que sirve para hacer efectos especial en el cine, es que ahora cualquiera con conocimientos más o menos básicos de informática y edición de video puede hacer su propia versión.

El deepfake apareció con fines maliciosos por primera vez en 2017 dentro de una red social alternativa llamada Reedit en la que se difundieron videos pornográficos falsos de actrices como Gal Gadot, Michelle Obama y Emma Watson. Las imágenes sorprendieron a la comunidad internauta y las actrices tomaron acciones legales.

Se trata de un sistema que utiliza inteligencia artificial para procesar imágenes reales hasta conseguir un rostro falso. Como si se tratara de una máscara virtual.

Utilizando algunas herramientas digitales, es sencillo para investigadores y expertos en contenidos falsos identificar un deepfake, pero los procesos se van volviendo cada vez más refinados e indetectables.

El tema volvió a estar sobre la mesa la semana pasada cuando dieron de baja una aplicación llamada DeepNude que utilizaba algoritmos para generar desnudos falsos de cualquier fotografía. Esto demostró que la herramienta está muy extendida en internet.

Las redes sociales están ahora queriendo combatir estos contenidos, pero todavía falta para que los controles sean cien por ciento efectivos.

 


Las Más Vistas