Quién es Greta Thunberg, la adolescente de 16 años que está cambiando la percepción sobre el cambio climático

Lo más valioso de su accionar es cómo logró volverse una referente para los jóvenes por esta causa.

Esta la historia de cómo una adolescente sueca de 16 años se está haciendo escuchar en un mundo liderado por los adultos.

Greta Thunberg es una joven que descubrió el impacto del cambio climático y logró sumar a miles de personas a su causa, generando esperanza y críticas por partes iguales.

En menos de un año, lo que comenzó como una humilde “huelga por el clima” se convirtió en un movimiento mundial y logró que su nombre suene incluso como candidata para el Premio Nobel de la Paz de 2019.

Su combate comenzó en agosto del año pasado, cuando empezó a faltar a clase los viernes para plantarse a las puertas del Parlamento sueco con un cartel y la consigna “Huelga escolar por el clima”.

Suecia, un país poco acostumbrado a las huelgas, estaba entonces inmersa en la campaña electoral para las legislativas, y los medios no prestaron mucha atención al mensaje de Thunberg. Desde entonces, la adolescente continuó su protesta semanal con diligencia hasta su graduación.

Con la viralidad de las redes sociales, su combate, bautizado “Viernes por el Planeta” se expandió por todos los continentes, y miles de jóvenes activistas celebraron sus propias protestas. Incluso en Uruguay.

Thunberg ascendió, dio discursos ante líderes mundiales y fue portada de revistas como Time y Vogue. “Continuaremos protestando todas las semanas jueves o viernes, hasta que los políticos actúen contra el cambio climático y nos den un futuro”, dijo durante una manifestación en París.

A Greta le llegó el interés por el cambio climático en la escuela, cuando tenía ocho o nueve años. A los 12 años, se le diagnosticó síndrome Asperger, un trastorno del espectro autista.

“Mi cerebro funciona un poco diferente, así que veo el mundo desde otra perspectiva”, explicó Thunberg a la AFP. “Soy muy directa, digo las cosas como son y cuando decido hacer algo, lo hago sin dudar”, añadió, considerando que su diagnóstico es una fortaleza.

Su causa la está llevando por todas partes del mundo, pero no todo son buenas noticias. El New York Times publicó un reportaje en el que denuncia que el activismo de Greta está favoreciendo, presuntamente, a grupos poderosos que la podrían estar utilizando para sus propios beneficios. Los llamados “lobistas verdes”.

 


Las Más Vistas