Reconocimiento facial y seguridad pública, un debate cada vez más controvertido

IBM, Amazon y Microsoft comunicaron que no van a vender su tecnología de reconocimiento facial a departamentos policiales hasta que el tema no tenga una legislación.

¿Qué es el reconocimiento facial?

Una forma de autenticación biométrica que utiliza datos del rostro de las personas (boca, nariz, tamaño de ojos y contornos de la cara) para verificar la identidad de cada individuo.

Microsoft, IBM y Amazon anunciaron esta semana que que prohibirán a la policía usar sus herramientas de reconocimiento facial, debido a la falta de regulaciones gubernamentales.

El presidente de Microsoft, Brad Smith, dijo al diario The Washington Post que la compañía no vendió su tecnología a la policía y mantendrá dicha política hasta que existan leyes “basadas en los derechos humanos”.

Los comentarios siguen a decisiones similares de las competidoras Amazon e IBM, en medio de la presión ejercida por activistas ante las grandes empresas tecnológicas con el fin de frenar el desarrollo de herramientas creadas por estas firmas que podrían utilizarse para discriminar a las minorías.

En 2018, Microsoft anunció que implementaría una serie de principios antes de poner en marcha la tecnología de reconocimiento facial, incluida la “justicia”, la no discriminación y la vigilancia legal.

Los movimientos de las empresas tecnológicas se producen en medio de protestas generalizadas por la brutalidad policial y la preocupación de que los sistemas de reconocimiento facial sean defectuosos, especialmente al analizar las características de los afroamericanos.

Los activistas también dicen que las herramientas tecnológicas pueden usar algoritmos que discriminan, intencionalmente o no, contra los negros.

– ¿Qué pasa en Uruguay?

La tecnología acá es cada vez más común. El caso más mediático fue cuando se instaló en el Estadio Centenario para controlar la seguridad en el fútbol.

 


Las Más Vistas