En los últimos cuatro años se suspendieron cinco clásicos por hechos de violencia

Ambulancias, proyectiles y una garrafa fueron algunos de los elementos que impidieron que nacional y Peñarol puedan jugar con tranquilidad.

En un repaso por los efectos de la violencia en el deporte, estos fueron los últimos cinco partidos entre Nacional y Peñarol que no se pudieron jugar con normalidad.

16 de enero 2013

El partido clásico programado para este miércoles será el número 19 desde el 16 de enero de 2013, cuando el entonces arquero de Nacional Jorge Bava fue procesado por agredir a un coracero al momento de ser retirado de la cancha. Desde esa fecha hasta ahora se debieron cancelar o suspender cinco partidos clásicos.

Pero en la noche del 16 de enero de 2013 hubo también, fuera la cancha, y antes del partido, un violento enfrentamiento entre hinchas de Nacional y Peñarol. Como resultado de ese episodio un joven de 20 años fue herido de un balazo.

Así fue que por estos hechos la AUF, con aprobación del Ministerio del Interior, suspendió el fútbol de verano por diez días y el clásico, previsto por la copa Antel, no se disputó porque el clima no era el adecuado.

18 de enero de 2015

El domingo 18 de enero de 2015, Nacional y Peñarol jugaban por la copa Antel cuando el partido debió ser suspendido por el árbitro por falta de garantías cuando un grupo de hinchas de Peñarol de la tribuna Ámsterdam comenzaron a arrojar proyectiles.

14 de junio 2015

Luego de un final infartante en que Nacional convirtió el gol del triunfo en el alargue, los hinchas de Peñarol empezaron a arrojar distintos tipos de proyectiles. La hinchada aurinegra arrancó butacas y las arrojó hacia la cancha y la platea América. La ambulancia que siempre está en la platea debió meterse por dentro del perímetro de la cancha para huir de los butacazos. El partido fue suspendido.

julio 2016

En el mes de julio pasado hubo otro clásico que no pudo disputarse. La empresa Tenfield había organizado un cuadrangular con los equipos gallegos La Coruña y Celta. La AUF y el Ministerio del Interior discutían por el tema de las cámaras de reconocimiento facial, y como no hubo acuerdo se suspendió la realización del partido clásico. Solo se jugaron los partidos entre cada cuadro uruguayo contra cada escuadra española.

27 de noviembre 2016

El noviembre pasado fue quizás el clásico más recordado de los últimos años a pesar de no haberse jugado. Los robos y agresiones en la tribuna Ámsterdam y la imagen de la garrafa de gas cayendo sobre los efectivos policiales desde lo alto de la tribuna Ámsterdam quedó en las retinas de los uruguayos.

(Elaborado en base al informe de Gerardo Bassorelli)


Las Más Vistas