Estados Unidos impuso sanciones “contundentes” contra el líder supremo iraní Alí Jamenei y la cúpula de la República Islámica

Donald Trump, quien firmó las recientes sanciones en el despacho oval justificó estas acciones como respuesta a las provocaciones de Irán.

Al decidir las sanciones el presidente Donald Trump aseguró que la respuesta de Irán determinará si las sanciones terminan mañana o se prolongan durante “años”.  “Irán no puede tener jamás el arma nuclear”, insistió.

Para aumentar la presión contra la República Islámica el Tesoro estadounidense anunció el bloqueo de “miles de millones” más de activos iraníes, así como la incorporación esta semana a su lista negra del ministro de Exteriores, Mohamed Javad Zarif.

Además la Casa Blanca asegura haber efectuado ataques del Cibercomando que paralizaron los ordenadores que controlan los sistemas de misiles de la Guardia Revolucionaria iraní durante unas horas.

Donald Trump los habría autorizado luego de cancelar un bombardeo con misiles que, según él, hubiera causado al menos 150 muertes.

La tensión entre Washington y Teherán, sin relaciones diplomáticas desde 1980, se intensificó el jueves pasado con la destrucción de un avión no tripulado estadounidense por un misil iraní en el Golfo.

“¿Realmente hay alguna sanción que Estados Unidos no haya impuesto a nuestro país recientemente o en los últimos 40 años?”, inquirió el portavoz de la cancillería iraní, Abbas Mousavi. “Creemos que no tendrán ningún impacto”, agregó.


Las Más Vistas