Italia registró este lunes una segunda caída consecutiva de muertos y nuevos infectados por coronavirus

El país europeo sea aferra a la esperanza prudente de una ralentización de la propagación pese a que la península superó los 6.000 muertos.

Italia ha recibido como buena noticia un descenso por segundo día consecutivo en el número de fallecidos ligados al coronavirus.

Sin embargo, muchos ciudadanos siguen sin respetar las normas de confinamiento y salen a la calle sin justificación ni necesidad. Los alcaldes y presidentes regionales han estallado en las redes sociales y han abroncado a sus conciudadanos, amenazando en algunos casos con enviar “a los carabineri con lanzallamas”.

Ya hay sanciones en marcha para aquellos que no respetan el confinamiento, incluso el gobierno estudia endurecerlas.  Salir a dar una vuelta por placer, sin que sea necesario, puede costar 2 mil euros a quien lo haga.


Las Más Vistas