El gobierno autorizó la instalación de un instituto especializado en cardiología que funcionará en Tacuarembó

Luego de años de espera y varios anuncios de instalación ahora se firmó el convenio definitivo que dará los recursos para la habilitación del centro médico.

El anuncio fue hecho por el presidente Vázquez y las principales autoridades de la salud.

El acuerdo involucra al Hospital de Clínicas y al Fondo Nacional de Recursos que financiará el trabajo en Tacuarembó. Para Vázquez esta es una decisión que descentraliza la atención en salud para una población de casi 400 mil personas.

Para la instalación del IMAE no hay un plazo definido y se requerirá que el gobierno entrante le dé continuidad a la idea.

ASSE ya invirtió 3 millones de dólares en reformas edilicias y equipamiento y ahora solo falta definir el equipo técnico que trabajará en el centro.

Así se refería el presidente Tabaré Vázquez al tema:

“Se trata de un acuerdo entre nuestra Facultad de Medicina, ASSE, el Hospital de Tacuarembó y el Ministerio de Salud Pública. Yo creo que es una noticia muy importante porque encierra además otras características, y una de ellas la quiero destacar: la descentralización de las distintas actividades para todo el territorio nacional. En este caso en un tema que no es menor que es en temas de salud pública. Llevar asistencia médica en una patología que es la que causa más mortalidad en el país al interior del país, evitando que muchos pacientes que infarten en la zona de Rivera y Tacuarembó tengan que venir a Montevideo. Que se puedan tratar en la zona es de singularísima importancia”. 

Según el director del Hospital de Tacuarembó, Ciro Ferreira, es conseguir que los médicos decidan radicarse en el norte del país.

Ciro Ferreira cerró un reclamo de 12 años al lograr la confirmación de que el IMAE se instalará, pero dice que aún falta.

“La resolución supedita el financiamiento a que se cumplan con características técnicas para poder financiarlo”, explicó Ferreira.

La instalación llevará algunos meses y deberá ser acordada con la administración entrante. “El único objetivo es una equidad de salud y que no se sigan muriendo pacientes en el norte, y accedan en una proporción superior. En el norte siete veces menos a los procedimientos cardiovasculares que en el sur del país”, sentenció.

Ferreira dice que llevará tiempo el cambio en un país que tiene todo concentrado en el sur.

“Los recursos humanos son fundamentales. Es muy difícil que gente con un alta experticia que tiene mucho trabajo en Montevideo y está muy bien remunerado, pueda concurrir al norte del país, pero lo hemos logrado en distintas áreas”, expresó Ferreira.

Las gestiones siguen ahora para que el convenio perdure y sea una política de Estado que siga de un gobierno a otro.


Las Más Vistas