Se confirmó que la causa de muerte del bebé de 14 meses fue púrpura fulminante

El menor había ingresado al centro de salud en grave estado: con manchas en la piel y fiebre alta. Falleció a las dos horas.

Un bebé de 14 meses murió en el Hospital de Pan de Azúcar. Según determinaron los médicos se trató de otro caso de púrpura fulminante. “El niño entró en un estado ya deprimido, con manchas en la piel. Ingresó a las 7:20 de la mañana y cesaron las maniobras de reanimación a las 9:20 de la mañana del mismo día. No se llegó a hacer más que un exudado faríngeo, pero no dio tiempo a realizar otros estudios, ni siquiera a trasladarlo”, explicó la directora departamental de Salud, Mary Araújo.

La directora de Salud de Maldonado explicó que se suministraron antibióticos a los padres, el hermano y el personal de salud que lo atendió para evitar un segundo caso, como establece el protocolo.

En Uruguay cada año se diagnostican cerca de 30 casos de púrpura fulminante. En lo que va de 2019 fueron 22 y cuatro personas murieron por esta causa. Es una enfermedad grave, pero poco frecuente. El meningococo es una afección bacteriana que  puede llegar a la sangre y provocar púrpura. Cuando avanza de manera extremadamente rápida se le denomina fulminante.

El contagio se da de persona a persona a través del contacto directo con la saliva, por la tos o el estornudo.

En esta época del año es cuando se registra un incremento de los casos, sobre todo en el grupo más vulnerable que son los niños menores de cinco años, aunque también puede aparecer en adolescentes y adultos.

El subsecretario de Salud Pública aseguró que no es posible prevenir estos casos. “Es imprevisible. En realidad el meningococo es un germen habitual de la orofaringe y muchas veces da un cuadro sorpresivamente con estas características. Es lamentable. Para el equipo de salud es un golpe, porque es un cuadro tan agudo que muchas veces no se pueden tomar las medidas que permitan salvar la vida del paciente, como en este caso. Todos los años se presentan algunos casos, no siempre fallecen por suerte”, explicó Jorge Quian.

Además habló sobre las vacunas que atacan esta enfermedad: “Las vacunas que hay todavía no tienen las suficientes pruebas terapéuticas. Además cuando uno incorpora una vacuna es porque la epidemiología sugiere que va a ser mejor tener vacuna que tener casos aislados, así que por el momento no están indicadas estas vacunas”.


Las Más Vistas