“Yo no creo en demonizar a los que piensan diferente, yo respeto al hijo de Lacalle que es quien hoy se opone a nosotros en este balotaje”, dijo Daniel Martínez

El candidato del Frente Amplio aseguró en Canelones que solucionará el problema de la inseguridad.

Yo les digo que no nos deseen suerte, la suerte es responsabilidad de cada uno de ustedes que salga a hablar con el vecino, a pedir ese voto que hoy es imprescindible para que el compañero Daniel Martínez sea el presidente de la República en el próximo gobierno. 

“Hablar con los que tienen otras opciones. Pedir el voto a quienes no eligieron al Frente Amplio en primera vuelta.” Ese mensaje es cada vez más recurrente en los discursos tanto de Villar como de Martínez:

Nunca puede ser el enojo con quienes no votaron, en todo caso lo primero que tenemos que hacer es la política desde la humildad, es el mejor consejero siempre, en todos los aspectos de la vida pero mucho más en política. La humildad para preguntarnos qué no hicimos del todo bien para que un montón de gente que nosotros esperábamos que nos apoyaran, no nos apoyaron. 

La fórmula oficialista insiste en defender lo que se hizo bien, pero el mea culpa es más explícito a medida que se acerca la votación definitiva, por ejemplo agregando propuestas de seguridad a las 12 presentadas antes del 27 de octubre:

Eso implica no solo reprimir mejor y tener más Guardia Republicana, tener vigilancia preventiva, usar tecnología, cámaras de reconocimiento facial. Implica también ir a esos lugares donde sigue habiendo exclusión socio económica. 

En Suárez, departamento de Canelones, Martínez también optó por traer la figura de Lacalle Herrera a esta elección:

Yo no creo en demonizar a los que piensan diferente, a mí me gusta decir, yo respeto al hijo de Lacalle quien hoy se opone a nosotros en este balotaje.


Las Más Vistas