Los problemas en la piel y la calidad de vida: un creciente asunto de salud pública

En el móvil con Lucía conversamos con la doctora en dermatología Agustina Acosta, quien nos explicó sobre los impactos de los problemas de la piel en la calidad de vida de una persona.

El "cuatro más uno": la fórmula que los dermatólogos recomiendan para cuidarse de la radiación solar

Se enfocan en usar sombrero, lentes, sombre, remera y lo acompañan con protector solar.

Sofía Nicoletti, de la cátedra de Dermatología, señaló los cuidados que hay que tener:

Nos basamos en el concepto del cuatro más uno: sombrero, lentes, sombre, remera más el protector solar. Es un complemento de las medidas físicas. La ropa tiene que ser de colores oscuros, no necesariamente negro. Recomendamos no exponerse al sol entre las 11:00 y 16:00. La peor hora es entre las 12:00 y 13:00. Ahí es nefasto para la piel.

Los lunares son marcadores de riesgo: no es la misma una piel con dos lunares igualitos, a una con cientos de lunares todos diferentes.

En Uruguay se diagnostican 1.500 casos de cáncer de piel por año, estadística que dicen que no refleja la cantidad real de casos. Al respecto, Nicoletti dijo lo siguiente:

Las recomendaciones dermatológicas para cuidarse y disfrutar del sol en verano

La dermatóloga María Eugenia Mazzei, de la Sociedad de Dermatología, aconseja usar filtro solar de factor 30 o superior.

Para muchos uruguayos el verano es sinónimo de playa y de estar expuestos al sol. Pero el riesgo más grande de esta práctica es que aumenta las probabilidades de tener cáncer de piel. María Eugenia Mazzei, de la Sociedad de Dermatología, brindó algunas recomendaciones:

“Lo primero es tener cuidado con los horarios. Acordarnos que tenemos que tratar de estar expuestos al sol antes de las 11:00 y después de las 17:00. Siempre que vamos a estar expuestos tratar de buscar la sombra: caminar por el lado de la sombra, buscar un árbol, una sombrilla.

Los días nublados son más peligrosos porque no sentimos tanto el calor porque hay nubes, pero la radiación ultravioleta está igual. Entonces nos quema igual aunque esté nublado”.

También es recomendable el uso de sombreros de ala ancha y de lentes de sol. Otro elemento importante es la utilización de protector solar.

“Tenemos que siempre buscar un protector que sea un factor por lo menos de 30, para estar bien protegidos y tener en cuenta que a las dos o tres horas se pierde, hay que volverlo a aplicar y mucho más si transpiramos o estuvimos en el agua que el efecto se va más rápido”, agregó Mazzei.

La representante de la Sociedad de Dermatología aseguró que debería extenderse el horario de guardavidas para que coincida con las horas que está recomendada la exposición al sol.