Trabajadores de una de las empresas que produce marihuana legal reclaman mejores condiciones laborales – Teledoce.com

Trabajadores de una de las empresas que produce marihuana legal reclaman mejores condiciones laborales

Además de mejoras salariales, piden un ámbito de diálogo colectivo, mejorar el traslado a la planta y tener ropa de trabajo adecuada.

Trabajadores de Symbiosis, una de las dos empresas que produce marihuana legal, están tomando medidas desde hace una semana en reclamo de mejores condiciones laborales.

El gremio reclama, entre otras cosas, ropa de trabajo y  decidió afectar las tareas en la plantación ubicada detrás del Penal de Libertad. El conflicto está teniendo repercusiones en la entrega de cannabis legal en las farmacias.

Abordamos el tema junto a Germán González, secretario general de la Unatra, y a Adriana Viera, delegada de la Unión de Trabajadores Rurales y Afines del Sur del País.

Hay que responsabilizar a todo el conjunto: Ircca, MTSS y a la empresa. No se respetan las condiciones generales del trabajo.

Hasta hace una semana que empezamos las medidas de lucha, los trabajadores no recibían ropa de trabajo. Después de haber pedido la ropa durante meses, nos dieron la ropa. Se pasa mucho frío. En verano se desmayó gente por el calor: llega a haber 46 grados adentro de los invernáculos.

Nos prometieron un contenedor con aire acondicionado para poder combatir el calor, pero todavía no llegó.

Nosotros hacemos desde plantar hasta el producto que llega a la farmacia. El mínimo de lo que ganamos en la mano es 15.500 pesos. Trabajamos ocho horas, de lunes a sábados. Los trabajadores del tabaco ganan seis veces más. Y los trabajadores de la bebida también ganan mucho más.

Se le garantizó a una empresa un negocio seguro, pero a los trabajadores se les otorgan salarios equivalentes a las negociaciones del 2017.

Acá hay responsabilidades conjuntas del Estado y de la empresa. Hoy estamos tomando la medida de paralizar todos los trabajos. Nos vemos limitados en nuestras medidas de lucha porque podemos protestar a 600 metros de la valla perimetral, que está custodiada por la Guardia Republicana.

En esta empresa somos unos 18 trabajadores. Lo último que pedimos es lo relacionado con el salario. Queremos tener un ámbito de diálogo colectivo, no mano a mano con los trabajadores como plantea la empresa. También planteamos el tema del traslado: los caminos para llegar están muy deteriorados. Y la ropa de trabajo, que es necesaria.

No se está cosechando lo que la empresa pensaba. Más allá de los fríos, tampoco se hacen las cosas bien.


Las Más Vistas