El gobierno de Nueva Zelanda anunció la prohibición inmediata de compra de fusiles de asalto y semiautomáticos

La medida fue tomada en respuesta al atentado de Christchurch a dos mezquitas, donde murieron 50 personas.

Tras el doble atentado a mezquitas de la ciudad de Christchurch, en el que murieron 50 personas, el gobierno neozelandés prohibió este jueves de manera inmediata la compra de fusiles de asalto y semiautomáticos. La primera ministra Jacinda Ardern anunció también la prohibición de los cargadores de gran capacidad y de los dispositivos que permiten realizar disparos más rápidos.

“En resumen, cada arma semiautomática empleada en el ataque terrorista del viernes quedará prohibida en este país”, dijo Ardern.

50 personas fueron abatidas el viernes pasado por el australiano Brenton Tarrant, un autoproclamado supremacista blanco. La policía de Nueva Zelanda informó que el total de las 50 víctimas fueron identificadas, lo que permite celebrar todos los funerales, que ya comenzaron. El Gobierno anunció un sistema de recompra para las armas que ya fueron adquiridas. Quien mantenga sus armas pasado el periodo de amnistía se enfrentará a multas y penas de tres años de prisión.


Las Más Vistas