Autoridades revelaron información que muestra cómo seguían a la actriz que contactaba al “Chapo”

Fotos muestran encuentros de Kate del Castillo con los abogados, e incluso está fotografiado el paso de ella y Sean Penn por un aeropuerto.

La relación de Joaquín “el Chapo” Guzmán con los actores Kate del Castillo y Sean Penn comenzó en agosto de 2014, ya que según el diario El Universal fue en aquel momento -cuando el narcotraficante estaba preso en la cárcel de máxima seguridad de El Altiplano- que Guzmán contactó a la actriz mexicana para que lo asesorara en la filmación de una película basada en su vida y la publicación de un libro autobiográfico.

Luego de que la revista Rolling Stone divulgara una entrevista realizada por Penn al mexicano con preguntas enviadas por correo y contestadas en video, se reveló que el primer encuentro de del Castillo con uno de los abogados del “Chapo” fue en junio de 2015, poco antes de que Guzmán escapara de El Altiplano en forma espectacular. El segundo encuentro, según reportes de inteligencia, tuvo lugar en setiembre de 2015 en Guadalajara. Fue allí cuando la actriz llegó de Los Angeles para reunirse con Andrés Granados y Óscar Manuel Núñez, abogados del narco más buscado del mundo. El motivo del encuentro fue la discusión de detalles del film a realizarse.

El 2 de octubre de 2015, del Castillo se reunió por tercera vez con los abogados, otra vez en Guadalajara. Esa vez, iba a acompañada del actor y director Sean Penn. Ese mismo día, los dos se trasladaron al complejo turístico Paraíso del Sol, donde los esperaban dos avionetas que los trasladaron hasta la zona conocida como Triángulo Dorado, en donde estaba escondido Guzmán.

Esta información divulgada por las autoridades demuestra que estas estaban al tanto de los movimientos de Guzmán pero no podían precisar con certeza el lugar en que se encontraba. El propio Penn relata en el artículo publicado por la revista Rolling Stone que tenía pensado reunirse una segunda vez con Guzmán para entrevistarlo en persona y no a distancia, ya que el mexicano le había pedido ocho días luego de su primera reunión antes de que tuviera lugar la entrevista.

Cuando pasaron ocho días, Penn no tuvo respuesta: es que su encuentro anterior había permitido a las autoridades localizar al narco y realizar un operativo en que este escapó por poco y resultó herido. De ahí en más, la carrera del delincuente más buscado del mundo para eludir la cárcel se fue haciendo cada vez difícil, hasta que cayó la semana pasada.


Las Más Vistas