Diego Burgueño: "Estamos buscando toda la verdad y qué mejor que nos unamos sin banderías políticas"

El integrante de la Asociación Toda la Verdad habló sobre el proyecto de ley en la reparación para víctimas de la guerrilla, el objetivo del grupo de familias de víctimas de la guerrilla y la posibilidad de retomar el día del "Nunca más".

El apoyo del ministro de Defensa, Javier García, a una posible reparación económica a las víctimas de la guerrilla entre 1962 y 1976 despertó un debate que genera posturas encontradas. Meses antes, Cabildo Abierto había presentado una propuesta en el Parlamento donde planteó la compensación. Y el expresidente frenteamplista José Mujica dijo que la reparación “puede ser viable”.

Sin embargo, la Asociación Toda La Verdad -– que reúne a familiares de las víctimas— señaló que no es su principal interés. Pese a que valoran “positivamente” la intención, indicó que necesitan un mayor apoyo del Estado y modificar un relato  histórico “a medias verdades”.

La reparación económica para víctimas de la guerrilla

El hecho concreto es que especificamos es que la reparación económica nunca fue nuestro principal estandarte, sí este proyecto contempla la reparación moral, el hecho de contraponer de alguna manera lo que es la ley 19.641 creada en gobiernos anteriores que dice expresamente que se le hace en lo que son homenajes, plaquetas solo en casos a terrorismo de Estado. la intención es atacar ese tema que e reivindicar la memoria nuestras familias, nuestros muertos justamente. Luego está lo que es el tema de la revisión de libros de textos que evidentemente se tiene que ver, donde estuvimos hablando con la vicepresidenta en ejercicio la doctora Bianchi, donde nos decía que habría que ver de modificar por ley los libros de texto. Nosotros apuntamos a eso, estamos hablando de libros de texto de secundaria dicen que por ejemplo de que mi padre era agente que por eso había sido abatido en el asalto de Pando.

Caso Carlos Burgueño

El caso de mi padre simplemente fue una persona que estaba desocupada en aquel momento y al otro día de yo nacer, el retorna a Pando para avisarle a su familia sobre mi nacimiento y cuando se disponía retornar, él estaba en el bar U  de ahí de la ciudad de Pando, estaba con sus amigos tomando un café esperando el ómnibus y en ese momento se encuentra con ese escenario de dos camionetas fúnebres a contra mano, que estaban simulando un cortejo fúnebre, en ese momento se meten en contra mano por la calle y el policía sale avisarles y les disparan al policía, y en esos balazos de la camioneta mi padre estaba del lado de atrás del policía, él sale a la puerta del bar al sentir los balazos y al momento de salir, le disparan al policía y a él. La bala iba para el policía.

Mi madre tuvo que rehacer la familia con mi abuela, después de tres meses de estar internada sin poder salir. Son actos terroristas, con consecuencia nos obliga saberlo para una sociedad sana, decir toda la verdad. Estamos hablando de casos horrendos, de secuestros, torturas, venganzas, no solo muere mi padre, sino que también mueren un policía de patrulla, luego identifican a otro agente que habían ejecutado.

Cuantos relatos quedan por contar en este país, no estamos negando la historia trágica de los gobiernos, de hecho nosotros y yo en particular he intentado extender una mano. Lo he hecho en innumerables ocasiones. De la coalición me han recibido todos, pero por ejemplo el Frente Amplio mandé una solicitud para dialogar y no me quisieron recibir.

Intenté reunirme con la asociación de los desaparecidos, hablé con Errandonea y no nos quisieron recibir tampoco. Siempre nos quieren poner como en la vereda de enfrente. Nosotros no estamos en ningún lado, estamos del lado de la defensa, de la justicia de las familias. En definitiva quise tener acercamientos, llamé a Pereira el presidente del Pit-Cnt, tampoco nos quisieron recibir, me dijo muy amablemente que sí que iba a tratar, pero luego jamás recibí una respuesta. Y Errandonea nos dijo que la asociación no nos quería recibir. Después de varias gestiones fui hablar con Zabalza, porque vi en estos años que un relato más objetivo de parte de él reconociendo, tomando en cuenta quién fue y quién es, pero reconociendo que el caso de Pascasio Báez puntualmente había sido un delito de lesa humanidad. Me pareció un punto a favor de inicio de una posibilidad de poder entablecer un diálogo. Me recibió en la casa muy amablemente, estuvimos 4 horas hablando y lo que quise plantear que él dentro de su familia también fue víctima de lo que sucedió en Pando.

Terminemos con la violencia y el espiral de odio que se ha generado en la sociedad esta polarización premeditada que se ha hecho en la sociedad durante estos años. No es dar vuelta a la página olvidando casos como el de desaparecidos.  Evidentemente si uno es un ser humano uno pretende que haya justicia, que aparezcan los restos y las familias tengan un lugar donde depositar una flor. No se pueden olvidar de todas las tragedias. Hay hijos de familiares que recibieron amedrentamientos en estos últimos gobiernos de gente que eran hijos de policía y los tenían amedrentados por ser hijos de víctimas del terrorismo.

Objetivo de Asociación Toda la Verdad

Nosotros estamos con la meta de reconocer, mi intención fue dialogar con todos. La Asociación de Víctima de la Dictadura también están buscando la verdad, que mejor nos unamos sin banderías partidarias. Acá yo no estoy para defender a nadie.

La guerrilla es quien atenta contra un ejército organizado, el terrorismo es quien atenta contra la sociedad. No nos olvidemos de las bombas dentro de las radios, en bowling, no nos podemos olvidar los atentados y las muertes de civiles porque sí. Como la muerte de Rafael Guidet, dueño de una florería. Innumerables civiles que murieron por el terrorismo  No podemos ser tan mezquinos, no se trata de equiparar.

Justamente hay que decir toda la verdad. Ojalá aparezcan todos los archivos. Muchos de los que no quieren que aparezcan son los que unos no se imaginan. Dentro de los archivos hay cosas que los involucras también. Digamos toda la verdad. ¿Quién la dice? Conocemos el trasfondo, algo hubo. Esto ha sido como un tablero de ajedrez.

Hay familias que nunca llegaron a denunciar la muerte de sus familiares. Todo se hace complicado cuando hay amenazas de por medio, hasta el día de hoy. Hay más casos. He recibido amenazas. La típica amenaza mediocre de personas que no se pudieron haber amedrentado por eso. Hay que tener el cuero muy duro para aguantar los disparates que se dijeron. Las barbaridad que he tenido que soportar y que hemos tenido que soportar, cuestionamientos que no he visto hacérselos a otros. Agradezco esta instancia que ustedes me dan, porque hay canales en los que nosotros estamos censurados. Las verdades son siempre subjetivas, pero nosotros cuando pedimos toda la verdad, no pedimos la verdad nuestra, sino que todas las demás. Nosotros no tenemos bando. Defendemos las familias de las víctimas, no instituciones o logias.

El que comete los delitos lo primero que hace es buscar una historia para justificar sus acciones. Uno de los artífices de la historia mal contada fue el exministro fallecido Fernández Huidobro. El hecho es que nosotros revertir todo eso que ha calado durante años en la juventud, uno ve que muchos centros de estudios han sido centros adoctrinamiento por ciertos profesores. Cuando vimos que ya no era contada la historia en libros como por ejemplo el de “La toma de Pando” de Rolando Sasso, que lo sacaron de circulación, libro que lo escribieron los Tupamaros y que dice que mi madre justificó el hecho de lo que pasó con mi padre de que fue un accidente y ella en realidad compartía el accionar de los Tupamaros. Y cuando este relato lo trasladamos a libros de textos públicos, la cosa cambia. Mi madre quedó destruida hasta el día de hoy, con anorexia nerviosa y un derrame cerebral que casi no puede hablar hasta el día de hoy. Así cantidad de padres que terminaron muriendo como el padre de uno de los cuatros soldados que no aguantó la muerte de su hijo y terminó suicidándose. Nosotros no hacemos publicidad ni hacemos pancartas permanentemente sobre estas cosas. Vaya si tenemos fotos de nuestros muertos. Quién defendió al chófer de Cutcsa Jaime Crosa García, era un obrero, ¿quién lo defendió? Lo mataron por matarlo. Se crearon nuevos libros donde se crea un relato totalmente falseado. Se permitió en determinados departamentos del interior que exterroristas fueron a dar charlas a liceos públicos. Cómo podemos tolerar monolitos y plaquetas de personas que fueron asesinos, ah pero fueron torturados después, sí, eso es condenable, la tortura es condenable siempre, pero cometieron un asesinato.

La idea fundamentalmente es tratar de incidir en algunas propuestas del proceso, lo que peleamos es que se hable del tema y se diga toda la verdad, toda la historia que no fue contada. Corregir cosas y complementar con información.

Colectivo Memoria en Libertad: "Estamos en contra de que los senadores ocupen su tiempo en esto y no en que se cumplan las leyes reparatorias con las víctimas directas de la dictadura"

El colectivo Memoria en Libertad, que reúne a víctimas del terrorismo de Estado en la infancia o adolescencia, se expresó en contra de la iniciativa de Cabildo Abierto para reparar a las víctimas de grupos armados entre 1962 y 1976. La agrupación sostiene que, si bien el Estado podría reparar a víctimas de civiles, debería primero terminar de hacerse responsable de sus víctimas directas. En ese sentido, destacan que no se está cumpliendo, por ejemplo, con las leyes que amparan en el acceso a la salud a las víctimas de terrorismo de Estado.

Trabajo del colectivo Memoria en Libertad

El colectivo nuclea a quienes fuimos niñas, niños y adolescentes víctimas directas del terrorismo de estado. Es el aparto ejerciendo violencia física sobre sus ciudadanos. Hay una responsabilidad del Estado y utilizó todo su aparato para reprimir. Nuestro reclamo es el reconocimiento del Estado que aún no está sucediendo. Escuchaba a Lozano hablar de las diferencias de la Constitución extranjera. No es que estemos en contra de ese proyecto, estamos en contra de que los senadores ocupen su tiempo en esto y no en que se cumplan las leyes reparatorias con las víctimas directas. Con respecto a la ley vigente, nosotros quedamos sin atención en salud mental desde el 2020. Se nos han quitado todas las prestaciones. Esto implica que los psicólogos no están especializados en nuestra problemática y comenzar desde cero. Nos preguntamos si esto es un proyecto porque los senadores realmente están preocupados por esas víctimas o es una estrategia política para reflotar la teoría de los dos demonios. Estamos hablando de responsabilidad del Estado. No sé de qué están hablando estos senadores.

Los reclamos nuestros no son de dos partes. Es de un Estado ejerciendo violencia sobre niños, niñas y adolescentes. Son crímenes. Esa teoría es defendida y sostenida desde ambos lugares. La bandera la tienen que agarrar todos los partidos y nos tiene que importar a todos que no se violen los derechos humanos en el país.

No sé a qué se refiere porque las víctimas civiles de cualquier conflicto pueden demandar al Estado. No estoy de acuerdo en que el silencio es de ambas partes o que habían grupos armados solo de un grupo. Fue todo un proceso para llegar al golpe de Estado. Los victimarios han declarado y no es que ellos están sueltos sin pagar nada. Como víctima civil, puede reclamar al Estado y el Estado tiene la obligación de reparar a sus víctimas  directas, esa es la diferencia. No es cierto que los archivos siempre han estado la vista. Las FFAA no entregan los archivos y tampoco está la voluntad política. En todos los gobierno no hubo una voluntad política real de reparar a nuestros familiares ni encontrar a los desaparecidos.

Trabajo sobre casos en investigación

La idea es denunciarlo y estamos con la gente de Cereta trabajando en este sentido. Esperamos tener este resultado favorable. Nos desalienta escuchar a Salinas decir que todo funciona bárbaro porque sabemos que no es así. Se nos niegan prestaciones. En el servicio odontológico se va para que nos atiendan por esta ley y no hay profesionales. En el interior menos. En algún momento fue siendo dinámica la atención. Cuando Leal hizo auditorías a la ley se empezaron a trancar los dineros para aplicar a la ley. Si no se otorga dinero en la Rendición, no hay voluntad para que se cumpla la ley. Son siempre voluntades políticas.

La única ley que nos apara es la salud. La única pensión reparatoria que hay es para la gente que estuvo en determinadas condiciones presas o exiliados. Eso existe organizaciones internaciones para verificarlo. Nosotros no percibimos y i siquiera nos pidió una disculpa el Estado, que es parte de la reparación.

Este colectivo es muy amplio y las experiencias son muchísimas. Hay abusos sexuales, tortura psicológica, muchos crecimos yendo cada semana yendo a visitar a nuestros padres a las cárceles. Hay niños nacidos en cautiverio. Hay realidades muchísimas. Exiliados, niños que se fueron de manera clandestina; hijos de desaparecidos. Hemos hecho muestras. La pata en la que más trabaja este colectivo es en la memoria. Somos la última generación de víctimas directas. En los juicios en donde han sido condenados militares, siempre hay testigos. El PJ investiga muchísimo. Son investigaciones que duran meses o años y luego nos vemos enfrentados que cuando el juicio sale favorable a una condena de un militar tenemos senadores que salen a dudarlo. Nos parece gravísimo. Hay pruebas y hay un jurado que lo condena. Eso es lo que hemos vivido desde que nacimos. Hoy sabemos que eso deja secuelas.

Se contempla reparación económica en pequeños grupos. La primera vez que nos atiende Presidencia fue en este gobierno, fue Argimón. Nos parece cada vez que tenemos una reunión con jerarcas, es que hacen cálculos sobre si somos reparables o no. Estamos defendiendo los DDHH. Por más de que haya gente que diga que la Constitución está por encima de todo, hay acuerdos que nuestro país firmó internacionalmente, y no solo en este gobierno. Venimos firmando tratados y convenios con las Naciones Unidas desde hace muchísimos años.

Raúl Lozano sobre las víctimas de guerrilla: "La historia se ha contado solo desde una parte y no completa"

El senador de Cabildo Abierto habló de su postura sobre la reparación económica a víctimas de la guerrilla, la muerte de Vladimir Roslik y el rol de Daniel Castellá en la muerte de Roslik. También conversó sobre el envío a prisión de militares octogenarios.

El ministro de Defensa, Javier García, se mostró partidario de brindar una reparación económica a las familias de las víctimas de la guerrilla, desde Cabildo Abierto salieron a recordar que en diciembre presentaron un proyecto de ley sobre el tema. Los dichos “pueden marcar que ahora sí haya disposición a tratar ese proyecto”, comentó el líder del partido, Guido Manini Ríos.

Proyecto

Entendemos que es un tema de justicia histórico. Esta parte de la sociedad ha sido enfáticamente invisible durante estos años, la historia se ha contado solo desde una parte y no completa. Muy difícil hablar sobre una parte de la historia sin ponerla en un contexto. En los 60’ Uruguay en un mundo bipolar, en los distintos países existieron las guerrillas terroristas, mediante el terrorismo hicieron derrocar la democracia e imponer un sistema socialista, comunista o no sé bien que era lo que querían imponer, para ellos la democracia tenía que caer para romper las estructuras. Mediante terrorismo querían imponer miedo en la sociedad.

Aparecieron ante la gente como ciudadanos que nos robaban a distintos comercios y luego lo repartían entre los pobres, pero luego asesinaban a mucha gente, entre ellos había civiles y policías y esos daños jamás fueron reparados. Situaciones que parecen tragicómicos, por ejemplo los que asesinaron a los 4 soldados reciben una resarcición cada mes y el hijo de unos de los soldados vive en extrema pobreza en Artigas. Es el Estado quien lo hace con el propio asesino del padre, es un tema de justicia histórica.

Víctimas de Estado

Todas las muertes que han pasado nos provocan congoja, tristeza, que lamentablemente sucedieron, servidores públicos que servían al Estado murieron, civiles que estaban en un banco o parados en una parada de ómnibus también murieron. Me parece que el Estado tendría que repararse a todas las víctimas.

La otra parte debería ser resarcida. Ponemos hincapié en la parte social y moral. Estas personas parece como que desaparecieron del mapa. Son como que no existieron, no están en ningún libro, en ninguna plaqueta. Hay plaquetas de verdaderos asesinos. La sociedad eligió por ir en el camino de la paz. Deberíamos dar vuelta la página en el alma o donde sea, pero encontrarla. Me gustaría que saliera un titular que aparecieran todos los desaparecidos.

Son situaciones que se dieron, pero están invisibles, todo el mundo habla de una parte. Siempre se puso hincapié en esta parte, por la otra parte no preguntan.

Al policía humilde que lo asesinaron en un banco tiene una historia, la persona que la pusieron  atada contra un árbol y le cortaron los testículos tiene una historia.

Todos son reparados. Gente que no estuvo un solo día presa y que cometió asesinatos por hablar uno de los delitos que cometieron, hoy están cobrando pensión. Por ejemplo el que mató al teniente Braida, Wilkins. Todos cobran reparación porque la ley así lo dice. No pone distinción del que estuvo preso y el que no estuvo preso.

Esos que mataron los 4 soldados, fue un juicio que no fue justo, estuvieron máximo 11 años. Hay hechos que son innegables como el de Pascacio Báez, el que le inyectó en pentotal fue director de un hospital después y el que lo mandó fue director de un centro de imagenología molecular. La sociedad perdonó esa situación, no digo que esté mal. Los hechos son inobjetables, que mataron a los 4 soldados no hay dudas.

 Falta de información

Los documentos fueron incautados en el 2006 si mal no recuerdo y están todos en poder del Estado, el Estado tiene toda la información desde aquel año. Ahí está todo. Lo que resulta de información que hay allí no nos conviene a entonces no se hace público. Toda la información está ahí, son los archivos más completos de inteligencias. Que los hagan públicos en una página web y ahí nos vamos a enterar todos. Seguramente todos esos documentos que aparecieron ahí están todos en aquellos otros archivos que fueron encontrados en 2006. Habrán sido copias, pero estaban ahí. Si yo la tuviera la información encantadísimo de compartirla.

Hay que ver todo en su justa medida. No contemos la historia solo de la dictadura, contemos la historia desde antes, hubo un grupo guerrillero que quiso derrocar la democracia. Querían derrotar las estructuras democráticas.

Durante todo ese periodo la documentación no está oculta, estaba ahí. Quien era el juez o capitán que ahora se relajan de la gran novedad, siempre estuvo ahí, nunca estuvo oculto.

Para usted o para mí estaba oculto, pero para el Estado, para el gobierno y para el Poder Ejecutivo no estaba oculto, que no lo hayan sacado a la luz es porque tendrán sus motivos.

Algún contacto siempre hubo, no de forma orgánica, pero algún contacto siempre hubo. Se da esa situación que se dio en las distintas guerras de las esquinas que había en el país, así como un hermano blanco contra un hermano colorado.

Cada uno puede tener su punto de vista, el discurso del senador Manini en aquel momento fue hacia el ministro de defensa Huidobro y no su pasado. Si me pregunta a mí coincido con el senador Manini porque Huidobro hizo una gran trabajo porque defendió al país.

Búsqueda de desaparecidos

La búsqueda hay que continuarla, ojalá aparezcan todos los cuerpos de todos los desaparecidos acá y en el resto del mundo. Hay que cumplir con nuestra Constitución y Código Penal. Pongámonos un minuto de sinceramiento y veremos si realmente estamos cumpliendo con nuestra Constitución y con nuestro Código Penal en los distintos aspectos. Somos un país soberano y ninguna advertencia internacional debe hacernos nosotros cambiar lo que es nuestro ordenamiento jurídico.

Si se le va a una persona con 81 años que padece con Alzheimer que no sabe ni dónde está y nunca cruzó un semáforo en rojo, llevarlo a preso ahora me parece que no es cumplir con nuestra Constitución. Si la sociedad cree conveniente algún tipo de castigo no tiene que ser un martirio.

Ojalá todos los presos estuvieran en la mismas condiciones. Evidentemente hacer esas cosas es violar flagrantemente la Constitución de nuestra república.

Es muy difícil comprobar, hace 20 años ustedes me pegó una bofetada y yo como pruebo eso. Me consta que gente que nunca estuvo presa cobre pensión.